martes, 20 de mayo de 2014

Micro relatos/"La loca soy yo"/ Todo depende del cristal con que se mire


La ciudad se veía distinta. Nadie podía caminar libremente por las calles sin tropezarse con inmundicias y fétidos olores.  Botar basura en las aceras ya no era penado por el ayuntamiento.La causa de tal desvario: La barragana del  Sr. Alcalde, lanzaba a diestra y siniestra desperdicios por donde quiera que pasaba, y ya tenía en su haber varias multas.  Ella, había argumentado que todo dependía del cristal con que se mirase; así que convencio a su amante para que por decreto municipal  fuera eliminada toda ordenanza que sancionara a los ciudadanos que incurrieran en la supuesta falta; ya que cada quien era libre de hacer con su basura lo que mejor le pareciese.


Amanda Reverón
Del librode Micro relatos" La loca soy yo" 2014

No hay comentarios:

Publicar un comentario